La Plata, Bs As.
Miércoles, 23 octubre 2019
Revista Num. 854
Lo que hay que saber de los comicios que determinarán quiénes gobernarán el país y la provincia de Buenos Aires durante los próximos cuatro años. El peronismo, cerca de volver, ...
Ver Revista
Revista A TODO O NADA

Revista Num. 854
Ver Revista
20/09
GINES GONZALEZ GARCIA
"Lo que hicieron en salud es una catástrofe"
El exministro de Salud de Nación Ginés González García habló de todo en un mano a mano exclusivo con La Tecla. La unidad del peronismo, la situación sanitaria del país y la Provincia. Además, su relación con Alberto Fernández.

El doctor Ginés González García recibió a La Tecla en su despacho de la Universidad ISALUD, donde ocupa el cargo de Rector Honorario y de la cual es uno de los fundadores. Dueño de mil anécdotas y una sonrisa a flor de labios, el exministro de Salud de la Nación y de la provincia de Buenos Aires realizó un diagnóstico sobre la actualidad y no escatimó en lanzar definiciones sobre el futuro inmediato de un país golpeado por la crisis política, económica, social y sanitaria.

-¿Cómo ve al país tras cuatro años de macrismo?
-Desde la perspectiva de país, estos cuatro años han sido una tragedia, porque fuimos para atrás en casi todas las áreas. Yo lo dije públicamente: no encontramos algo de este Gobierno que pudiera ser tomado como rescatable. Y esto lo digo con dolor, porque soy argentino.

-¿Cuál es el balance en cuanto a la salud?
-Lo que hicieron en el área de Salud es una catástrofe. Una catástrofe en todos los sentidos: en el sistema de obras sociales, en la política de medicamentos, etcétera. Cualquier política que tomemos ha sido retroceder, anularla o quitarle motivación. Es una cosa que me duele decirla.

-¿Qué falta para que el sistema público de salud colapse?
-Es una agonía larga, que no empezó ahora. Pero desde las PASO se cayó el velo que tenía la gente que no quería ver, o la que no veía lo que pasaba. Pero los que sufren están igual o peor. Ahora les subió el precio de los medicamentos. Hay insumos importados, por lo cual se suspenden operaciones. Cuando se toman medidas tan drásticas como las que tomó este Gobierno con respecto al dólar, tiene que buscar medidas de protección.

-¿En la salud fue inoperancia o un plan para que todo termine mal?
-Yo soy un tipo que siempre trata de pensar bien. Pero si uno mira las gestiones de los ministros, han sido espantosas. Se encontraron con un ministerio que estaba ordenado, que tenía varios programas que andaban bien, como salud reproductiva, Remediar, Médicos Comunitarios, que no eran un problema ideológico. Eran programas admirados acá y en todo el mundo.

-¿Y qué pasó con esos programas?
-Los fueron quebrando a todos, o los dejaron que se desangraran y que funcionaran mal. Y cuando se hace eso, no te matan de un tiro, te matan desangrándote, para que se vaya acostumbrando la gente a que hay cosas que no están más.

-¿Y en Provincia fue igual?
-En política elegís financiar o desfinanciar. Hoy, la provincia de Buenos Aires tiene el presupuesto de salud más bajo porcentualmente de toda su historia: 5,6% del total del presupuesto provincial. Cuando yo estaba era 12,5%, y me quejaba, quería más. Entonces, cuando vemos eso nos damos cuenta dónde estamos.

-¿Encuentra diferencias entre la política de salud de Nación y Provincia?
-Nación estuvo falto de políticas o se dedicó a romper las políticas anteriores. En ese sentido, la provincia de Buenos Aires ha seguido a Nación. Y también hizo poco por sí misma, el bajo presupuesto que mencioné no es una anécdota. Y eso fue bajando año tras año en Provincia y en Nación, lo cual es una decisión política. Pero para eso están los ministros, para dar vuelta esas decisiones o tener la dignidad, si no lo pueden hacer, de no seguir en el cargo.

-¿El macrismo no criticó en particular los programas que había en Salud?
-Sí, pero los desarticularon. Los mataron desangrándolos, porque de un día para otro no podían. Médicos Comunitarios, prácticamente lo abandonaron; salud sexual, ya vemos lo que pasa; de las vacunas, ni te cuento. Y el Plan Remediar, que eran 15 millones de personas que tenían medicamentos esenciales gratis, lo liquidaron.

-¿En qué lugar debe estar la salud en el próximo Gobierno?
-Nuestro lema es, en el área de la salud, que le vamos a devolver al Gobierno un ministerio, y a la Nación, una política de salud. Eso es seguro. Es un consenso entre todos nosotros, en los grupos técnicos, los equipos, las co-misiones de Acción Política. Nuestro propio candidato lo ha dicho. Así que en eso tengan la seguridad de que va a haber consenso.

-Su nombre suena como posible ministro en un Gobierno de Alberto Fernández. ¿Hubo alguna propuesta formal?
-No tengo ninguna propuesta. Pero yo estoy seguro que voy a ser parte del proyecto en el próximo Gobierno. Lo que no sé es dónde, y tampoco tengo por qué saberlo. Pero que voy a estar, voy a estar, fuera o dentro del Estado.

-¿Sobre qué debería hablar Alberto en el debate presidencial?
-Alberto no va a ir ahí a pelear un voto. El va ir a seguir con este mensaje pragmático e inclusivo: “Tenés que salir de esta situación, cambiar la forma de este Gobierno”. Hoy, Alberto es un predicador, se está diciendo acá y en el mundo. Y yo creo que lo que va a pasar ese día no será un combate, por lo menos de parte de Alberto; será un mensaje de optimismo sobre lo que piensa del futuro con los argentinos.

-A Alberto quieren mostrarlo como un títere de Cristina. ¿Será él quien gobierne?
-Sin lugar a dudas. Yo conozco a Alberto, fui compañero de él durante muchos años en el gabinete. Tiene carácter, inteligencia, y tendrá el poder que le va dar la legitimidad de una elección fantástica; no tengo ninguna duda. La concertación, el espíritu de escuchar a todos y tratar de ver en qué coincidimos va a ser lo que va a manejar Alberto. Es importante en esta terrible situación que aparezca un poder político consolidado y con mucha participación; eso va a permitir recuperar la confianza en el país.

COMENTARIOS
  • Genéricos