La Plata, Bs As.
Domingo, 20 octubre 2019
Revista Num. 853
Luego de unas PASO parejas, los candidatos encaran el final de la campaña con la meta de ratificar la victoria o dar vuelta el score. Los agresivos y los que hacen la plancha. E...
Ver Revista
Revista EL SPRINT FINAL

Revista Num. 853
Ver Revista
09/10
CAMPAñA
Qué hacen con el campo
Las demandas de los productores son variadas y van desde la quita de impuestos hasta leyes que les den garantías en diferentes temas. Qué piden puntualmente y qué se comprometen a darles los candidatos a gobernar la Provincia hasta 2023.
Qué hacen con el campo
Forma parte casi del folclore nacional que la relación entre el campo y la política transite por caminos escarpados. No deja de ser un hecho destacable, entonces, la iniciativa de la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap) de invitar a todos los postulantes a Gobernador a que expresen sus ideas y, a la vez, escuchen las vastas y variadas demandas del sector.

“Los candidatos tienen que saber que Carbap no forma parte del juego político, no milita en ningún partido y nunca perdió ni va a perder su norte, que es la defensa de los productores. Y en aras de esa función es que ha manifestado las di-ferencias con cada gobernante de turno, pero siempre del lado de los productores, nunca metiéndose en un juego político”, sentenció, sin eufemismos, el presidente de la entidad, Matías de Velazco, en diálogo con La Tecla.

María Eugenia Vidal (Juntos por el Cambio), Axel Kicillof (Frente de Todos), Eduardo Bucca (Consenso Federal) y Gustavo Alvarez (Frente Nos) se dieron cita la semana pasada en la sede de la asociación de productores para escuchar los reclamos y hacer saber sus propuestas para el sector (sólo faltó Christian Castillo, del FIT). De la extensa jornada se desprende qué piensa cada candidato y cuáles son los temas prioritarios que el campo quiere que le resuelvan. 

“Entre las cosas que pedimos, primero, como marco, que se dé una mesa de diálogo. Existe en la Provincia la Mesa Agropecuaria, que fue creada en el ‘94 por el gobernador Duhalde, y entendemos que allí debe darse el debate sobre una cantidad de cuestiones. Uno de los temas que más afectan hoy, y hay que resolver de manera urgente, es la ley de fitosanitarios”, disparó el tesorero y extitular de Carbap, Horacio Salaverri.

El dirigente también desglosó entre las prioridades “las obras viales en marcha y la continuidad de las obras hídricas, sobre todo, del plan maestro del río Salado”. Y agregó: “Una nueva ley de Emergencia, que es muy vieja y no cubre las expectativas del productor, ni sirve”. No son las únicas demandas de un sector que también peticiona reducción de impuestos, mejor accesibilidad al crédito y tasas más bajas; arreglo de los caminos rurales; mejoramiento y aplicación de la ley del Sudoeste; la creación por ley de la Superintendencia de Patrullas Rurales y hasta mejoras en los establecimientos y planes de estudios de las escuelas agrarias.

Los aspirantes al sillón de Dardo Rocha escucharon, además, una demanda recurrente pero que a la política le suena incómoda, sobre todo cuando el mandatario nacional y el provincial son del mismo partido. El campo quiere te-ner al Gobernador de turno a su lado en discusiones federales que afecten a la rentabilidad del sector. 

“En un desayuno que hizo La Tecla, yo dije, contrariamente a lo que mucha gente piensa, que el ministro de Agroindustria de la Provincia tiene mucha relevancia en las políticas agropecuarias. Durante el período de Scioli, nosotros cuestionamos mucho que el trigo era una producción terriblemente castigada, y como la Provincia es la de mayor producción queríamos que el Gobernador defendiera ante el Gobierno nacional la producción de trigo. Así como el gobernador de Mendoza hace lo que hace respecto a la vitivinicultura”, graficó De Velazco. “También pedimos un grado de responsabilidad política para que no se generen más impuestos, porque después no los sacan más”, agregó.

Los chacareros hacen sentir su enojo por las tasas que pagan para el mantenimiento de la red vial municipal, que en la mayoría de los casos no está en condiciones óptimas. Y en ese sentido tienen una visión crítica de lo que, entienden, es “un Estado demasiado grande”; no solamente en el ámbito municipal, sino en la cantidad de empleados públicos de la Provincia. Ante el planteo, Vidal explicó que “ya impulsamos un pacto fiscal con los municipios en el 2017, y hay 98 adheridos. Los municipios se comprometen a no incrementar el recurso humano más allá de las necesidades y que los excedentes de caja vayan a obras”.

También dijo que “se hizo un plan de reducción del gasto muy fuerte, hemos ahorrado más de 20.000 millones de pesos con el control en el gasto, y lo hicimos sin despidos masivos”. De todos modos, la Gobernadora les dio la derecha a los productores en cuanto a la variedad de tasas y alícuotas que tienen las comunas. “Sin dudas que la armonización de las tasas es algo que tenemos que consensuar con los intendentes para que el sector tenga más previsibilidad”, aseveró.

Por su parte, Axel Kicillof destacó que deben corregirse algunos desfasajes, aunque descartó la necesidad de achicar el Estado bonaerense, ya que “la mayoría de los empleados son de educación, seguridad y salud”, y eso no se puede reducir. Se mostró contrario a la dolarización de las tarifas, porque afectan demasiado al sistema productivo, y a favor de “tener políticas segmentadas”.

Además salió al cruce de quienes desde el Frente de Todos plantean expropiaciones de unidades productivas. “Yo no tengo ninguna reforma agraria pensada”, fue una de sus frases en el encuentro con los productores. Sí dejó en claro que considera clave “una regionalización de la Provincia”, que atienda las necesidades de cada zona.

Esta idea de la regionalización, también fue expresada por los candidatos de Consenso Federal y del Frente Nos. Eduardo “Bali” Bucca consideró que “las necesidades de cada sector deben ir acompañando al crecimiento regional”. Gustavo Alvarez, en tanto, bregó por una descompresión del Conurbano, y para ello propuso construir nuevas ciudades en zonas rurales a no menos distancia que 70 kilómetros de la Ciudad de Buenos Aires. Consideró que así se generará dinamismo y más empleo en el interior. 

Kicillof y Bucca coincidieron en que todavía no está claro cuál va a ser el déficit con el que culminará la Provincia este año. De todas formas, el exintendente de Bolívar tampoco estimó necesario achicar la cantidad de empleados públicos, pero sí apuntó a la subejecución de programas, “lo que deja en claro que hace falta gestión”, disparó. En cambio fue crítico de la cantidad de planes sociales. “Hoy hay más que nunca y se promueven cooperativas que después no funcionan; lo que debe promoverse es el empleo genuino”, dijo.

Entre otros temas, todos los candidatos hablaron de educación y de la importancia de mejorar los planes de estudio que le permitan a quienes terminen la secundaria tener posibilidades laborales. Desde las entidades agrarias se pide un mejoramiento de la infraestructura de las escuelas agropecuarias y un plan de estudio acorde a la aplicación de las nuevas tecnologías.

Si bien no formó parte de las discusiones de manera importante, otra cuestión subyacente y que suele provocar el choque de intereses entre productores y política es la inversión para agregarle valor a la producción primaria. Al respecto, De Velazco dejó una reflexión que muestra el pensamiento agrario. “Hay mucha gente que se dedica a la política que habla de eso, pero lo que no se puede perder nunca es el sentido de que esas industrias deben pagarle al productor de acuerdo al valor de mercado”, expresó.

“Ya nos pasó con el trigo y la carne en el gobierno kirchnerista: cuando se cerraron las exportaciones se volcaba todo adentro y perdimos doce millones de cabezas. Entonces, cada sector debe ganar lo que corresponde a niveles internacionales, si no, nos quedamos sin ma-teria prima. El campo no es tonto, en su afán por producir va a seguir tirando del sulky un par de años más, pero llega un momento que cierra esa producción y se dedica a otra”, sentenció el titular de Carbap. 



Banco Provincia: Créditos y facilidades para los productores, en el centro de la escena

Si bien no fue un reclamo puntual de los productores en el encuentro realizado por Carbap con todos los candidatos, la situación crediticia para la producción sobrevoló en todas las exposiciones. En ese sentido hubo un enunciado de Axel Kicillof que mereció más tarde una respuesta de María Eugenia Vidal,

“El gobierno de la Provincia tiene herramientas para mejorar la producción, y una es el Banco Provincia, que durante esta gestión, prácticamente ha abandonado sus funciones; y no sé en qué estado patrimonial vamos a encontrarlo, pero sí sé que vamos a otorgar créditos a los productores”, disparó el candidato del Frente de Todos. “Los balances del banco son públicos y cualquiera puede verlos, y el patrimonio es mucho mejor que el que recibimos en 2015”, retrucó después la Gobernadora. 

“Vamos a seguir fomentando el crédito, ampliando los convenios de Procampo y generalizando a todos los medianos productores el financiamiento de la inversión de mediano y largo plazo a la tasa preferencial del 29%, que ya hemos lanzado para maquinaria”, agregó Vidal.

Por su parte, Eduardo Bucca señaló que, a su entender, la entidad “no tiene hoy una mirada productiva, agropecuaria; crece la mora y no hay crédito; y está subsidiando la caja de jubilaciones. Está bien promover el consumo, pero pretendemos un Banco Provincia que esté ligado a la producción y las Pymes. Acceder al crédito para poder invertir y desarrollar la economía. Quiero un banco con rostro productivo y con rostro Pyme, y hay que revalorizar el Fogaba, que tiene un 98% de cobrabilidad”.

Para Gustavo Alvarez, en tanto, es imperioso bajar las tasas de interés, y el banco debe ser el instrumento que ayude a tener “más tecnología aplicada al campo y a las Pymes vinculadas a la producción agropecuaria, con préstamos que no superan el 10 por ciento de interés”.


IMPUESTOS

El reclamo


“El impuesto Inmobiliario Complementario y la llamada ley de la herencia, los creó Daniel Scioli, y fueron un manotazo de ahogado en momentos en los que necesitaba solucionar problemas de caja. Confiábamos, y la verdad que nos desilusionamos, en que la Gobernadora los iba a derogar pero, por el contrario, en el caso del Inmobiliario Complementario, lo perfeccionó”, expresó Matías de Velazco. “Hace cuatro años que le pedimos a esta gestión, y tres años antes a la de Scioli, la eliminación de estos tributos que no tienen incidencia desde el punto de vista fiscal. Entendemos que ninguno cumple una cuestión tributaria de base, entonces deberían sacarse”, completó Horacio Salaverri ante La Tecla.


Las promesas

Vidal. Dijo que sus prioridades con el campo son “menos impuestos; más crédito; más obras, seguridad y educación; y más legislación”. Afirmó que se-guirá con “las reformas impositivas y el año que viene se va a hacer efectiva la reducción del porcentaje de Ingresos Brutos para todos los productores. Bajando a 0% la alícuota le estaremos devolviendo al sector, por año, $4.787 millones”. Sostuvo que era “legítimo el planteo del Inmobiliario Rural Complementario, pero no sería serio en este contexto decirles que vamos a bajar el Inmobiliario Rural”. Y convocó a “una mesa de diálogo y consenso antes de presentar el Presupuesto para discutir cuál puede ser el aumento del año que viene”. Respecto del impuesto a la herencia señaló: “Es algo con lo que no estamos de acuerdo y tenemos que encontrar la manera de derogarlo, y si no lo hicimos fue porque en los segundos dos años entramos en una situación más crítica en la Provincia”.

Kicillof. Invitó a que el campo le eleve una propuesta para estudiar sobre el Inmobiliario Rural, el Inmobiliario Complementario y el impuesto a la herencia. En ese sentido propuso hacer “una mesa tributaria para discutir estas cuestiones”. Aseguró que “todo va a estar sujeto a revisión, para el valor de las cotizaciones y de las alícuotas, para el modo de implementación. Ningún impuesto sirve si funde a alguien o lo empobrece, tiene que tener alguna proporciona-lidad con la capacidad contributiva y tiene que tener razonabilidad; un impuesto no razonable es una exacción”.

Bucca. “Es insignificante lo que se recauda por el complentario y ha generado muchos conflictos, por lo cual me he comprometido a generar una mesa fiscal impositiva que pueda sintetizar ese impuesto, y eso ha sido tomado muy bien por las entidades”, le dijo a La Tecla el candidato de Consenso Federal. 

Alvarez. “Entendemos que, como mucho, debe haber 10 impuestos a nivel nacional, cuando hoy hay 162”, aseveró. A la vez abogó por “una profunda reforma tributaria”, principalmente eliminando las retenciones; y se mostró partidario de que “se pague Ganancias cuando haya ganancias, no siempre”. Otra de las propuestas del Frente Nos es que durante cinco años no se paguen cargas sociales a los nuevos empleos. 


FITOSANITARIOS

El reclamo

“Fitosanitarios es todo un tema. Es una anarquía, donde cada municipio tiene su propia ordenanza; tiene que haber una regla general e igual para todos”, reclamó el presidente de Carbap. 

En tanto, Salaverri ahondó en que “hay una vieja ley de fitosanitarios; después hubo una especie de delegación de la Provincia hacia los municipios; y hoy hay unas 78 ordenanzas distintas. Entonces es caótica la manera en que se aplica, es casi anárquico. Necesitamos una ley, si se quiere, con presupuestos mínimos, pero que haga un cuadro de acción para toda la cuestión fitosanitaria”. 

Para el campo es una prioridad que se regule por una ley provincial la aplicación de agroquímicos, aunque la política divide aguas y algunos sostienen que debe seguir bajo potestad de las comunas.

Las promesas

Vidal. “Es una materia pendiente. Presentamos un proyecto en la Legisla-tura que no pudo ser sancionado, pero vamos a seguir empujando por ponernos de acuerdo para tener una regulación por ley. Si bien no logramos que en la Legislatura se sancione una nueva ley de agroquímicos, nuestro compromiso con la aplicación correcta de fitosanitarios fue constante”, les dijo la Gobernadora a los chacareros.

Kicillof. No se refirió al tema, ni fue una de las preguntas que le hicieron los productores.

Bucca. “Debemos dar el debate, porque si no, cada distrito tiene su fórmula y, en definitiva, nadie resuelve el problema. No es bueno que cada municipio tenga su librito, porque ahí ni cuidamos la salud ni se promueve la producción. Mi propuesta es armar una mesa con universidades, científicos, facultades de medicina y, también, los sectores de la producción. Es un tema que ya no se puede dilatar más”.


CAMINOS RURALES

El reclamo

De acuerdo a las cifras que manejan en Carbap, el estado de los caminos rurales, en el 69 por ciento de los casos es entre regular y malo. Sin embargo, dentro de la misma entidad hay posturas distintas respecto de las responsabilidades sobre esa red vial. El tesorero, Horacio Salaverri, opinó que “el tema debe abordarse a nivel provincial y nacional, para hacer un gran plan de reconversión de los caminos rurales”. 

En tanto, el presidente, De Velazco, dijo que “los intendentes recaudan una buena cantidad de plata por la tasa para el mejoramiento de la red vial municipal; entonces son ellos los que deben tener la responsabilidad ejecutiva de volcar esos recursos hacia eso”; aunque también reclamó que “Provincia tiene que tener algún tipo de resorte para que los intendentes cumplan con eso”. Para De Velazco, “la Gobernadora se metió en un brete” al anunciar el plan de mejoramiento de 12 kilómetros de caminos, sobre el que los productores dicen que no hay avances.

Entre los candidatos, también se da una dicotomía en cuanto a las competencias. Mientras Kicillof les tiró a los municipios la responsabilidad, Vidal reconoció que es tanto el deterioro que necesitan el apoyo de la Provincia.

Las promesas

Vidal. En el encuentro de Carbap hizo un repaso de las obras en rutas, entre las que resaltó la Ruta del Cereal, y expresó que “respecto a los caminos rurales estamos acompañando a los intendentes con tareas complementarias de mejora y mantenimiento de los caminos, especialmente de la cuenca lechera. En la primera etapa, que ya está en marcha, el plan contempla trabajos en 4 mil kilómetros y un beneficio para más de 8 mil productores y más de 1.800 tambos”.

Kicillof. Habló de mejorar la infraestructura en más ciudades del interior, y sobre los caminos rurales dijo: “El problema es que a veces tienen un tránsito bajo, pero es una responsabilidad tenerlos en buen estado, y para eso hay varios sistemas. Uno de los que han funcionado muy bien es el de los consorcios, pero muchas veces no es atribución de la Provincia”. Los productores están de acuerdo con el sistema de consorcios. El candidato del Frente de Todos agregó que “la Provincia puede aportar maquinaria”. 

Bucca. Ponderó el proyecto de caminos rurales del Gobierno, pero criticó su demora. También pidió “más participación de los productores” y sostuvo que “debe haber mayor descentralización hacia los municipios y los municipios se tienen que animar a delegar responsabilidades en los sectores que saben de la problemática”. Prometió que “si bien la Provincia no tiene injerencia en el mantenimiento de los caminos rurales, si somos gobierno vamos a poner es-to como prioridad y vamos a acompañar a los municipios para que puedan administrar mejor esos fondos”.



LEY DE DESARROLLO DEL SUDOESTE


El reclamo

Los productores del sur de la Provincia exigen una dinamización de la ley del Sudoeste, y que cambie la concepción de la misma, para mejorar la producción en esos municipios afectados por la falta de agua. Piden que la Mesa del Sudoeste tenga un concepto productivo, ya que actualmente, la mayoría de las acciones están vinculadas a lo asistencial. Quieren un plan integral de producción.

Las promesas

Vidal. “Más allá de la ley del Sudoeste tenemos que trabajar en algo superador, y el problema de esa zona es el riego. Ahí tenemos que redefinir el Corfo (Corporación de Fomento del Valle Bonaerense del Río Colorado), y esa es una tarea para hacer juntos. Es una obra que amerita una planificación, un trabajo y un financiamiento similar al que hicimos con el Salado, porque es una obra de desarrollo productivo”, comentó la candidata de Juntos por el Cambio.

Kicillof. Encaró el tema por el lado de regionalizar la Provincia, “con la aplicación de políticas diferentes en cada una”; y dijo que la del Sudoeste “es la única ley de regionalización productiva que hay, nunca terminó de implementarse y ahora está desguazada”. Aseveró el candidato peronista que para él es un tema fundamental, y contó que ya le enviaron varios proyectos para revitalizarla. 

Bucca. “La ley es clara, hay que aplicarla y cumplirla. Pero no solamente no se ha aplicado, sino que la han modificado. Me comprometo a rever ese tema”.

Alvarez. Lo tomó por la importancia de la laguna salada de Epecuén, a la que considera “el mar Muerto argentino, único en el mundo”, pero con una gran carencia de infraestructura como para mover el turismo en esa región. Respecto de la zona seca teorizó: “Hay un montón de lagunas para canalizar. Hay que sacar el excedente de agua de algunos lugares y llevarla a donde no hay. La ley, si no va acompañada de plata, no tiene sentido; ese es el tema que debemos abordar, y si es necesario, endeudarse para resolver estas cuestiones”.


PATRULLAS RURALES

El reclamo


Las entidades agrarias quieren asegurarse la continuidad de las patrullas rurales, y por eso reclaman una ley que reemplace al decreto que creó la Superintendencia de Seguridad Rural. Además piden que se mantenga en el cargo al actual Superintendente, Marcelo Gallardo, y que cuando éste se vaya sea reemplazado por alguien que ya trabaje en las patrullas rurales. 

Las promesas

Vidal. “Es una política que nosotros prevemos continuar y mejorar”, se comprometió la Gobernadora, a la vez que invitó al campo a presentar el proyecto de ley si lo tienen redactado, o tomar el decreto vigente “y presentarlo como proyecto de parte de nuestro bloque”. Dijo Vidal que fortalecer a las patrullas rurales “es otra de nuestras prioridades”, y prometió “más patrullajes y patrulleros para que puedan dar respuesta a la urgencia y así evitar delitos como el cuatrerismo o lo que sucedió hace pocas semanas con los silo bolsas”, además de mejorar el sistema de denuncias.

Kicillof. “La seguridad en la Provincia está desfinanciada, los sueldos de los policías han perdido poder de compra y hay muchos intendentes que pagan los repuestos y el combustible de los patrulleros. La Provincia tiene que hacerse cargo de eso”, criticó el exministro. A la vez sentenció: “Para mí es una buena política las patrullas rurales”. 

Bucca. “Es muy importante crear la Superintendencia de las Patrullas Rurales, y crearla por ley debe ser un compromiso de todos los candidatos. No creo que nadie se atreva a volver atrás en ese sentido. Necesitamos empoderar a las patrullas rurales y tenemos que animarnos a incorporar tecnología vinculada al control y la prevención de hechos de inseguridad, animarnos a incorporar el monitoreo de cámaras en zonas rurales”, aseveró. Además se inclinó por “promover la creación de fiscalías temáticas en delitos rurales”.


Una ley de emergencia que agilice trámites y acelere el cumplimiento

Uno de los reclamos del sector rural es que las emergencias por sequía e inundación tengan una respuesta más rápida por parte del Estado, y en ese sentido pugnan por un marco legal que permita establecer claramente en qué casos una zona entra en emergencia, facilite los trámites y evite una larga burocracia, que hace que los beneficios lleguen 
al productor demasiado tarde.

“Por lo menos pedimos que cumplan con las emergencias y que no las tomen de acuerdo al flujo de caja de la Provincia, como es lo que nos pasa con este Gobierno, que tuvimos serias dificultades con el Ministerio de Economía, porque se determinaba la cantidad de cuotas del Inmobiliario dependiendo del flujo de fondos de la Provincia”, se quejó ante La Tecla el titular de Carbap, Matías de Velazco. 

María Eugenia Vidal habló escuetamente del tema en el encuentro que tuvo con los productores, pero dijo que estaba atenta a lo que pasaba en estos días en una amplia zona del sur, donde las lluvias se hacen desear de cara a la cosecha fina. Por su parte, Eduardo Bucca señaló que “hay que desburocratizar la situación para que, rápidamente, los beneficios puedan ser aplicados a los productores”, y en ese sentido se pide una mayor injerencia de las mesas locales. 


“Si el campo tuviera otra actitud gremial, no sería tan fácil llevárselo puesto”

-Muchas veces se dice que el campo llora a pesar de tener ganancias. ¿Cómo es la situación del sector?
-El campo está pasando un momento complicado. El que dice que el campo es llorón, no tiene ni idea, y yo lo invitaría a que sus ingresos dependan un tiempo de lo que es el campo. Es el sector de la economía al cual es más fácil meterle impuestos y sacarle plata, y es el sector que está terriblemente expuesto a las circunstancias climáticas. El campo no llora porque sí, realmente está expuesto a una gran imprevisibilidad, y siempre pone el hombro, porque lo único que sabe hacer es trabajar e invertir, y es lo que dinamiza a los pueblos del interior. 

-¿Por qué siempre es al primero que se echa mano?
-Por la propia idiosincrasia del productor, totalmente abocado a la producción, que vive tranqueras adentro. Somos pocos los que decidimos salir y asumir una actitud más gremial. Si el campo, con el poder económico que tiene, tuviera otra actitud gremial, no sería tan fácil llevárselo puesto como es ahora.

-Bucca dijo que deberían tener más participación. ¿Deben hacer una autocrítica al respecto?
-En realidad, la gran ventaja que tiene Argentina es que el productor se dedica a producir, y a la vez es la gran debilidad que tenemos como sector. El productor es un enfermo por producir, cuando hace un novillo de 400 kilos, antes de cargarlo ya está pensando cómo producir el siguiente con 430 kilos; lo mismo cuando cosecha y cuando se preña la hacienda. Y en su afán de producir más, no sale afuera de su tranquera. Es una debilidad para los productores y la ventaja para los gobiernos, que solucionan sus problemas de caja con el sector.

-¿Hay margen para sacarles más?
-No. Este año, con un capital de trabajo extremadamente caro, no sé cómo hemos llegado a esta altura; porque la producción se hace a través de financiamiento externo y financiamiento bancario, y este año no lo hubo.
 
COMENTARIOS
  • Genéricos